Archivo de la categoría: Educación

La Universidad de Cuyo recolectó 15 toneladas de material reciclable

Gracias al programa `UNCuyo Separa sus Residuos´, que junto al cuidado del medioambiente busca generar trabajo y contribuir a la economía de varias cooperativas de Mendoza la Universidad Cuyana logró juntar 15 mil kilos de materiales reciclables en un año.
El coordinador del Centro de Información y Comunicación de la UNCuyo (CICUNC), Mauricio González, destacó la importancia que tiene para la universidad la implementación del proyecto de separación “no solo para generar conciencia entre el alumnado sino para que la idea pueda fortalecerse llevándola al resto de la provincia a través de los distintos municipios y barrios”.
Desde hace un año, el proyecto busca realizar un tratamiento integral de los residuos que los alumnos y docentes producen en la universidad por medio de la separación, clasificación y posterior reciclado de dos sectores diferenciados: envases y papel.`UNCuyo Separa Sus Residuos´ se implementa desde el Programa de Residuos del Instituto de Ciencias Ambientales en articulación con el CICUNC, el área de Articulación Social e Inclusión Educativa y las distintas unidades académicas del Campus.
De esta manera, en el primer año se recuperaron 15 toneladas de material reciclable: tres de la categoría `Envases´ y doce de la categoría `Papel´, para lo cual se pusieron en marcha 115 Islas Internas, 648 Islas de Oficina, 50 Islas Externas y 12 Plataformas de Contenedores.
En 2016 se realizaron 17 charlas ante 1.800 estudiantes, cinco talleres con colegios de la UNCuyo y otros tantos con el personal de Mantenimiento y Servicios; además de entregar 2.000 premios con diferentes juegos y concursos, una veintena de acciones en la comunidad y treinta Promotores Ambientales que multiplicaron el mensaje.
Un sistema que no funcionaría sin el trabajo diario del personal de Mantenimiento y Servicios, los estudiantes, los docentes, el Personal de Apoyo Académico y las autoridades.
Junto a la tarea de selección y recolección, el proyecto impacta en la economía social de Mendoza dado que se compraron 82.000 bolsas confeccionadas por la Cooperativa La Rañatela, donde trabajan jóvenes con capacidades diferentes; mientras la Cooperativa de Recuperadores COREME llenó 81 camiones con material recuperado, lo que le permitió duplicar la cantidad de asociados, de 20 a 40.
Por otro lado, se contrató a la empresa especializada Reciclarg, que se llevó diez toneladas de residuos electrónicos.
Vale destacar que otro logro de la campaña fue obtener la primera mención en la categoría `Comunicación Institucional y Responsabilidad Social´ de los premios `Obrar´ del Consejo Publicitario Argentino.
“Es responsabilidad de la universidad liderar estos proyectos, ya que desde el punto de vista comunicacional nos convertimos en un ejemplo para que esto se transforme en una cultura y que además de cuidar el ambiente se pueda generar trabajo y contribuir a la economía”, explicó Gónzalez.
Durante los recientes festejos por el primer año del proyecto, se impulsaron actividades como la `Expo Sostenible´, que presentó experiencias sustentables impulsadas en dependencias de la Universidad para mostrar que hay caminos alternativos que cuidan el ambiente, generan trabajo y contribuyen a la economía.

Plan de energías renovables en Tandil

El Plan Crece es una propuesta que apunta a que, gradualmente, los jardines de infantes de la ciudad bonaerense utilicen exclusivamente energía eléctrica proveniente de fuentes renovables. El proyecto integral comprende tareas de concientización para los niños y sus familias, en conjunto con el Consejo Escolar.
La iniciativa se enmarca en un plan de eficiencia energética, ideado por la Usina mediante paneles solares, destinada a alumnos de jardines de infantes para valorizar el efecto multiplicador que ofrece la educación formal desde edades tempranas de escolarización, apuntando a fomentar el uso de este tipo de energías.
En esta primera etapa se trabajará con seis jardines de infantes, el 901, el 903, 904, 910, 915 y el 917. El proyecto demandará una inversión superior al millón de pesos, que se financiará a través del Fondo Educativo.
En todos ellos se instalarán paneles solares de 250w y25v, completando 1500w instalados en cada uno, para la producción de energía solar fotovoltaica. Cada instalación estará conectada a la red eléctrica a través de un Inversor, encargado de gestionar la producción de energía de los paneles. Esto permitirá que lo que no utilice el jardín se pueda volcar a la red y pueda ser utilizado por todos los tandilenses.
Las instalaciones serán complementadas con el recambio de las luminarias existentes por otras del tipo Led, para optimizar el ahorro energético y el uso eficiente de la electricidad en las instituciones.
Vale saber que Tandil ya tenía un antecedente similar, con una experiencia puesta en marcha recientemente en el Jardín 919 “Marcelo Federico”, donde se colocó la misma cantidad de paneles solares y donde se redujo el consumo en aproximadamente un 50 por ciento, entre abril y julio de este año y estimando un ahorro mayor en los próximos meses.
Este tipo de acciones permiten generar ejemplos que pueden imitarse por otras comunas para impulsar la adopción de energías limpias a modo de experiencia piloto para demostrar los beneficios que esto acarrea a las finanzas públicas y a la reducción de impacto ambiental de la comunidad.

El Cambio climátco visto desde Google Earth

Gracias a las actualizaciones que ha realizado el equipo de Google Earth con la nueva la función de timelapse de la aplicación (que muestra imágenes de la tierra recogidas a través de satélites) podemos apreciar la evolución del Cambio Climático en nuestro planeta.
Con esta renovación, se puede ver la evolución y el desarrollo urbano que ha habido en distintos puntos de la tierra durante los últimos treinta años con imágenes realmente impactantes.
Pero como anuncia Google en su web, la actualización permite ver la transformación que ha supuesto para la tierra el efecto del cambio climático, el efecto invernadero y la acción de los humanos sobre el medio ambiente. A través de las imágenes se ven los cambios sufridos en los glaciares, el nivel del mar o los bosques.
Uno de los ejemplos más claros es la regresión del glaciar de la península de Kenai, en Alaska. También se pueden ver los devastadores efectos que provocan los diferentes desastres naturales como las sequías, que se ven agravados por el cambio climátio
La actualización recoge imágenes desde 1984 hasta 2016, es decir, de los últimos 32 años. Google Earth toma las fotografías de la tierra de dos nuevos satélites, el Landsat 8 y el Sentinel-2. La gran cantidad de imágenes que ofrecen son de alta resolución, de modo que permiten ver la tierra con gran lujo de detalles.
Esta documentación es otra prueba más de un proceso que aún hoy cuenta con detractores que insisten en negar el Cambio Climático por acción humana.